sábado, 11 de julio de 2009

MI CASA, CASA DE ORACION SERA LLAMADA...(MATEO 21:13)


Pastor invitó a asistir a la Iglesia con armas de fuego
Escrito por entreCristianos
domingo, 28 de junio de 2009
Ken Pagano, pastor de la New Bethel Church en el estado de Kentucky, es un apasionado por las armas y el derecho a poseerlas. Regularmente sale a disparar en un campo acondicionado para ello y hace tres semanas dió un sermón titulado "Dios, Armas, Evangelio y Geometría" en el que invitó a los fieles a asistir a un evento en su iglesia pero como requisito es que los asistentes debían acudir con sus armas.

Bajo el lema "Celebremos nuestros derechos como americanos" el pasado sábado 27 de junio se realizó tan singular evento en la pequeña iglesia de las Asambleas de Dios para conmemorar la Segunda Enmienda de la Constitución Norteamericana donde se garantizó a los civiles el derecho a portar armas.

Unas 200 personas desfilaron por la iglesia con una amplia gama de armas de fuego. Aunque se realizó en el templo el evento no se consideró religioso.

"Queremos dar un mensaje en que se recuerde que hay ciudadanos legales, civiles e inteligentes apegados a la ley que también poseemos armas de fuego" dijo Pagano en su mensaje de bienvenida a la audiencia.

"Si no fuera porque creemos profundamente en el derecho a portar armas, este país no estaría donde está aquí hoy", palabras que fueron seguidas por cálidos aplausos y exclamaciones de "¡Amén!"

El evento se celebró en paz y armonía como si fuese un picnic familiar, hubo un sorteo de una pistola, de fondo, música patriótica.

En esta ocasión Pagano no portó su arma, sin embargo otro pastor — Charlie Hinckley, también de Asambleas de Dios subió al púlpito con su Smith & Wesson .380 enfundada en la correa que sujetaba sus pantalones vaqueros.


Mateo 21:12-13
21:12 Y entró Jesús en el templo de Dios, y echó fuera a todos los que vendían y compraban en el templo, y volcó las mesas de los cambistas, y las sillas de los que vendían palomas;21:13 y les dijo: Escrito está: Mi casa, casa de oración será llamada; mas vosotros la habéis hecho cueva de ladrones.
------

Bien le va ese apellido a este pastor: "Pagano". La labor de los pastores es predicar el evangelio santo de Dios, porque para eso son llamados por el Señor. Su misión es decirle al inconverso que Jesucristo derramó su preciosa sangre para limpiarnos de todo pecado. Predicar a la iglesia la Palabra pura y limpia de Dios. Alentar siempre al pueblo de Dios con la dulce y fiel promesa de que Cristo viene pronto a buscar a una iglesia sin manchas ni arrugas. Que Jesús viene a establecer Su Reino.

No puede haber otra actividad en la casa de Dios que no sea el de reunirnos para escuchar el evangelio de Cristo, para la oración y para adorar el santo nombre del Señor y tener santa comunión con nuestros hermanos.

Jamás para tener exhibiciones de armas de fuego, ventas de alimentos y otros artículos y de presentar espectáculos mundanos, convirtiendo la casa de oración en un centro de entretenimiento y en una cueva de ladrones.

Lamentablemente muchos de ellos no está en los negocios de nuestro Padre Celestial. Muchos están turbados, interviniendo en los asuntos del mundo. Involucran a la iglesia en actividades políticas, predican de todo, menos la venida del Reino de Dios. Jesucristo nos llama a ser santo y no actuar como el mundo lo hace.

Es decisión personal de cada creyente el poseer armas de fuego por la vía legal. Pero jamás un pastor debe auspiciar en la iglesia el uso de ellas, porque su responsabilidad ante Dios es llevar el mensaje del evangelio de salvación.

2 Timoteo 4:1 y 2

"Requiero yo pues delante de Dios, y del Señor Jesucristo, que ha de juzgar a los vivos y los muertos en su manifestación y en su reino, que prediques la palabra; que instes a tiempo y fuera de tiempo; redarguye, reprende, exhorta con toda paciencia y doctrina."

LA ARMADURA DE DIOS
Efesios 6:10-18

6:10 Por lo demás, hermanos míos, fortaleceos en el Señor, y en el poder de su fuerza. 11
Vestíos de toda la armadura de Dios, para que podáis estar firmes contra las asechanzas del diablo. 12
Porque no tenemos lucha contra sangre y carne, sino contra principados, contra potestades, contra los
gobernadores de las tinieblas de este siglo, contra huestes espirituales de maldad en las regiones celestes.
13 Por tanto, tomad toda la armadura de Dios, para que podáis resistir en el día malo, y
habiendo acabado todo, estar firmes. 14 Estad, pues, firmes, ceñidos vuestros lomos con la verdad, y
vestidos con la coraza de justicia, 15 y calzados los pies con el apresto del evangelio de la paz.
16 Sobre todo, tomad el escudo de la fe, con que podáis apagar todos los dardos de fuego del maligno.
17 Y tomad el yelmo de la salvación, y la espada del Espíritu, que es la palabra de Dios; 18 orando en
todo tiempo con toda oración y súplica en el Espíritu, y velando en ello con toda perseverancia y súplica
por todos los santos;

1 comentario:

Angel Luis González dijo...

Quisiera decir que es increíble, pero con tantas cosas que he visto ya nada sorprende a uno.Es muy lamentable que usen los templos para cosas así.Dios le bendiga mucho.